…agradecemos sus palabras, pero este es un tercio español

Flandes era una provincia española, una posesión por derecho del rey de España. La de Flandes era una guerra civil, y nuestros enemigos se habían negado a reconocer a su señor natural (en el siglo XVI). No nos han enseñado en qué situación se encontraron los flamencos católicos a lo que obligaron a abandonar su religión porque su señor así se lo exigía (su religión en el siglo XVI, su señor, ese que sí se alzaba contra el suyo).

En ninguna clase nos han enseñado que entre un 10 y un 15% de los soldados de los tercios eran españolas, el resto era de varias nacionalidades, principalmente flamencos. Flamencos, pero no flamencos de los que tocan las palmas en la Feria de Sevilla; flamencos: nacidos en Flandes, leales a su rey Carlos I de España. Estamos en el siglo XVI, insisto, que es seguro que esto lo leerá gente inteligente y también algún imbécil.

En definitiva, se defendía la posesión de una provincia española porque un estado no puede no hacerlo, no se estaba colonizando un territorio porque España no tuvo colonias sino provincias, puesto que se constituyó antes como imperio que como estado, y nuestro país (porque es nuestro y es el que tenemos y es al que nos debemos porque es de imbéciles admirar desde la ignorancia a otros y porque no nos interesa defenestrarlo, aunque a nuestros adversarios sí les interesa y mucho) conquistó y gestionó un imperio que duró 300 años con las armas, la técnica, la ciencia y la política, y mientras se fundió con la población indígena (y si no que se miren al espejo millones de hispanoamericanos), y construyó carreteras y universidades, el pirata inglés fundó trece colonias comerciales y masacró a los indios; y encima las trece colonias se independizaron, con la ayuda vital de España, por cierto.

Todo esto es tal como lo cuento, créanlo o no, pero algunos ya no callamos ante la insistencia de la mentira y la manipulación. No somos inferiores a ningún país o raza de este planeta. Hay miles de películas sobre el ejército norteamericano y los cowboys, pero si hacemos una sobre nuestros soldados nos llaman fascistas. Más vale que despertemos de una puñetera vez, que tenemos que mirar por NUESTROS INTERESES.

Coño.

Pulsa en la imagen para acceder al enlace

Si lo deseas, puedes dejar tu comentario pulsando en el título de esta entrada. Esperamos tu opinión.

Etiquetado , , .Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

siete − 2 =